Saltear al contenido principal

Gimnasio o correr?

Ya estamos en el siglo XXI y los que no alentaban el trabajo con pesas para corredores y cualquier otro deportista de resistencia se han quedado atrapados en el siglo XX.
Las pesas no son solo para los deportes de velocidad y explosión. Aquellos corredores de fondo que le temen a las mancuernas y barras se están perdiendo una gran oportunidad de crecer.
El beneficio de un trabajo de sobrecarga bien controlado por un profesional para corredores y deportistas de resistencia ya es una obligación y no está bajo ningún tipo de discusión.
Las actividades cardiovasculares o aeróbicas son fundamentales para tu corazón y pulmones. Venas y arterias fuertes, flexibles y limpias son capaces de transportar mejor el oxígeno y los nutrientes a todo el cuerpo y además retiran todos los desechos de la actividad celular. Hacer una buena actividad aeróbica te da buena forma física, resistencia, fondo, eliminación de grasas, y además de un corazón y los pulmones efectivos, tu cerebro y organismo en general también sonreirán.
Pero si queremos hacer las cosas bien, debemos agregar a nuestros entrenamientos aeróbicos el trabajo de pesas en el gimnasio, de esta manera multiplicaremos nuestros beneficios y evitaremos grandes problemas:
-al desarrollar mínimamente la masa muscular quemamos más grasas y producimos más hormonas fundamentales para la vitalidad, rendimiento y juventud de nuestras células y tejidos.
-obtendremos un cuerpo más estilizado y magro
-no a los dolores lumbares, fracturas de huesos, lesiones en cualquiera de nuestras articulaciones.
-mejoraremos nuestros tiempos.
-mejoraremos nuestro aspecto físico
-para correr necesitamos de nuestro tren superior, entrenándolo compensamos los movimientos del trote y le ahorramos energía a las piernas. Si haz corrido  21 km o 42 km sabes de lo que te hablamos cuando decimos que te quieres sacar los brazos y la espalda.
-fortalece bien tu zona media (abdomen y lumbares) estos músculos son fundamentales para correr, soportan al resto de los músculos y protegen tu espalda. Mejoran tu técnica de carrera.
-tus piernas llegaran mejor a la meta en todas las carreras.
-mejoras tu capacidad de recuperación de una sesión de entrenamiento a otra.
Al terminar tus sesiones de gimnasio tu entrenador te indicará estiramientos, que prepararan tu cuerpo para los próximos trabajos, relajándolos y cuidándolos de lesiones por sobrecarga.
Por todo esto te recomendamos la práctica del running en los días que tu entrenador te recomiende de acuerdo a tu nivel y objetivos, a esto debes sumarle como mínimo 2 sesiones de gimnasio, número de entrenamientos que también variará de acuerdo a tus objetivos y nivel ya que no todos corren para ir mas fuerte cada día , sino para sentirse y verse mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *